Escombros y maleza obstruyen cauces de cañadas marabinas (FOTOS)

Archivo

La maleza propia de la cañada Fénix ha crecido tanto que desde la casa de Maribel Sulbarán, ubicada en el sector Las Salinas, en Milagro Norte, se perdió la visibilidad hacia esta importante avenida. Allí no solo se trata de esta vegetación, que crece sin control, sino que se suma una lista de otras “cosas lanzadas” que obstruye el caño: cauchos, bolsas de basura, escombros, piezas de carros, partes de electrodomésticos viejos.

 

Las lluvias en el país se han presentado con ciertas variaciones, y en la entidad han caído leves precipitaciones, y las quebradas han aguantado. Sin embargo, cuando éstas sean más fuertes ¿sucederá lo mismo? ¿soportarán las cañadas la cantidad de agua que deben escurrir?

 

 

La preocupación invade a los vecinos que habitan en las adyacencias de las cañadas. En un recorrido hecho, ayer, por algunas zonas vulnerables en la capital zuliana se observó que muchas necesitan “urgentemente” una limpieza profunda. Un ejemplo de ella es cañada Hermanitos González, situada en el sector Ciudad Lossada.

 

 

“Aquí desde hace más de nueve meses no se le hace limpieza a esa cañada. Hay tanta basura que ya el caño no se puede ver, porque tiene esa  montaña de desechos que lo tapa”, contó Lisaura López, vecina de la zona.

 

 

Esta cañada está embaulada solo en un pequeño tramo cercano al Hospital de Especialidades Pediátricas, el resto está sin nada.

 

 

La Fénix, que desprende muchos ramales, también está en situación similar. “Hace tiempo la vinieron a limpiar, pero no lo hacen profundamente. Aquí son muchas las zonas que se verían afectados si se llega a desbordar, como Las Salinas, El Valle, Reyes Magos, 18 de Octubre, Teotiste de Gallegos en sus distintos sectores. Pero no solo se trata de eso, sino de la cantidad de zancudos que ha proliferado”, precisó Richard Paz, habitante de El Valle.

 

 

La cañada Morillo, que es una de las más grandes de Maracaibo, no escapa al problema. “Esperemos que las empiecen a sanear antes de que empiecen las lluvias fuertes, porque sino el agua va buscar por donde correr, y los más afectados seremos los que vivimos cerca de  ellas”, dijo Luis Suárez, residente del sector Arismendi.

 

 

Jairo  Ramírez, secretario de Infraestructura de la región, indicó hace un par de días que ya comenzaron el saneamiento en algunas quebradas y explicó las acciones a seguir: “Por instrucciones del gobernador este operativo es permanente y participan varios organismos como el Iara, el Servicio Autónomo Relleno Sanitario del estado Zulia (Sarez) y el Centro de Operaciones del Estado Zulia (Coez) para evitar accidentes, inundaciones y pérdida de vidas con la llegada de las lluvias”.

 

 

Precisó que en alrededor de 15 cañadas principales, entre ellas La Morillo, Fénix y Arreaga, los operativos se coordinan con Pdvsa y Metromara.

 

 

 

 

 

 

NOTIZULIA / Panorama