Vinotinto femenina echa hacia atrás en categorías juveniles

Ni las Sub 17 ni las Sub 20 se vieron bien ni avanzaron a los mundiales de sus respectivas categorías, algo falla

Las chamas de la Vinotinto acostumbraron a Venezuela a brillantes actuaciones en los torneos sudamericanos y a ver la bandera tricolor en los mundiales para jóvenes. La Sub-20 se convirtió en una de las más fuertes de la región y la Sub-17 en la más poderosa. Sin embargo, en este año esos estatus cambiaron.

Ninguna de las dos representaciones avanzó a su respectiva Copa del Mundo, traduciéndose en un retroceso en las categorías juveniles.

Primero resbaló la Sub-20 que, pese a contar en su plantilla con Deyna Castellanos, se fue con las manos vacías del Suramericano jugado en Ecuador, en enero. Las criollas –que llegaban con el cartel de subcampeonas– terminaron con un triste cuarto lugar tras perder todos sus partidos del cuadrangular final.

Las menores de 17 años estuvieron más cerca de clasificarse a la cita mundialista a realizarse este año en Uruguay. Les faltó un punto para pasar, tras caer ante Brasil (3-0) el domingo en el final del clasificatorio de Argentina. Las criollas, que eran las actuales bicampeonas, también debieron conformarse con la cuarta posición.

Una de las futbolistas que viajó a tierras argentinas fue la zuliana Yormary Álvarez, quien aseguró –en conversación telefónica con Versión Final– que entregaron todo para materializar la clasificación, pero “no se dieron las cosas en la cancha”.

La joven marabina comentó que sí sintieron cierta presión por la “responsabilidad de conseguir el tercer título”, aunque eso “no influyó en el desempeño del equipo”. La también futbolista del Zulia FC destacó que, quizás, “la poca experiencia en este tipo de torneos” fue una de las razones por las cuales no se dio el objetivo.

¿Faltó Zseremeta?

De los dos combinados dirigidos por José Catoya, la Sub-17 estaba obligada a llegar más lejos. Esa categoría participó en los últimos tres mundiales y, en las últimas dos ediciones, puso el nombre de Venezuela entre las mejores cuatro selecciones del

planeta. El panameño Kenneth Zseremeta, el entrenador más exitoso en la historia del fútbol femenino venezolano, fue el artífice de ambas conquistas.

Pero el estratega, ahora del Deportivo Táchira, fue despedido de la selección nacional a finales de 2017, luego de sus declaraciones sobre la presunta malnutrición de las venezolanas que ganaron el bronce en los Juegos Bolivarianos de Santa Marta en ese año. Desde entonces, Catoya dirige a las chicas, aunque no lo han acompañado los resultados positivos.

Por la reivindicación

La Vinotinto femenina de mayores tiene en sus manos la oportunidad de borrar las actuaciones de las categorías menores en este 2018 con una alegría aun mayor: la clasificación a su primera Copa del Mundo.

El equipo de mujeres –liderado también por Castellanos– peleará en la Copa América de Chile, a realizarse en abril, por el repechaje o por uno de los dos boletos directos hacia el campeonato mundial de Francia 2019. Venezuela compartirá el complicado Grupo B con Brasil, Argentina, Ecuador y Bolivia.

NOTIZULIA / Versión Final