Imparable: Azúcar subió a 35 mil bolívares el kilo

Archivo

Los precios siguen montados en el ascensor. Una nueva semana significa una nueva alza en los costos de diferentes rubros, según marabinos. Esta semana, el kilo de azúcar blanca  estrenó valor: entre 22 mil  y 35 mil bolívares por su adquisición.

 Los números ya no les dan a los compradores ante la ola de inflación que cada vez golpea más fuerte y dejan en “nocáut” al bolsillo. Hasta la semana pasada el producto tenía un valor máximo de Bs. 18 mil,  es decir, el aumento fue entre el 80% y 94,4%. 

 “Eso es demasiado, para alguien que gana sueldo mínimo se le hace cuesta arriba adquirir el azúcar a ese precio. Yo resolveré comprándola detallada en las bodegas”, manifestó Alicia Benavides, residente del sector Canta Claro.

Una “tetica” en las bodegas cuesta hasta Bs. 5 mil, al marabino no le va a quedar opción que tomarse el café sin el endulzante, todo un trago amargo.

En el mercado periférico de La Limpia se constataron los diferentes precios del azúcar blanca y endulzantes. Desde Bs.  22 mil se encuentra el kilo  en establecimientos, mientras que en otros vale 25 mil. Los dos kilos los venden en Bs. 55 mil. Usuarios de Twitter, denunciaron que en los supermercados el precio puede alcanzar los 29 mil 460 hasta los 35 mil bolívares.

  “En el mercado tenemos semanas sin despacho de azúcar, recibimos es un endulzante y lo vendemos a partir de  Bs. 22 mil  el kilo, la gente duda en comprarlo porque no es azúcar y es  igual de caro”, dijo Marcel Durán, comerciante.

 Carlos Chaparro, vendedor, aseguró que el producto que se encuentra  es “bachaqueado”. “Los únicos que tienen azúcar son los bachaqueros y la venden entre 20 y 30 mil bolívares el kilo. Imagínate si nosotros la adquirimos a ese precio ¿En cuánto la vamos a vender?”, refirió.

La carne es otro rubro que acrecentó el descontento de marabinos. Según vendedores el alza fue entre el 40% y 45% esta semana. El kilo de bistec alcanzó los Bs. 45 mil; mientras que la de esmechar, la molida y la de guisar tienen un valor de Bs.  43 mil. Por su parte, el osobuco y la costilla valen 25 mil bolívares. Sin embargo, el lomo de aguja y el lomito lideran el ranking con un valor entre 50 mil  y 60 mil bolívares el kilo.

Los carniceros aseguraron que el precio del rubro aumenta casi a diario. “Cada vez que nos despachan carne viene aumentada por lo que debemos venderla con mayor precio para no perderle. Lo que nos dicen es que el alimento de las reses es importado y que mientras el dólar aumente, aumenta el producto”, explicó Enderson Huerta, dueño de una carnicería en la avenida La Limpia.

El presidente de  Fedenaga, Carlos Albornoz, aseguró ayer que “los venezolanos están consumiendo cada vez menos carne y que los altos precios se deben a la falta de políticas económicas acordes para desarrollar la producción nacional (...) si no aplican medidas que disminuyan la inflación será imposible bajar los costos”.