Matan a pescador y lanzan a sus compañeros al Lago

Archivo

Juan Carlos Chacín Olivares (36) zarpó, el pasado miércoles a las 5.30 de la tarde, junto a otros cinco pescadores desde la playa Pa' Que Mary, en el sector Los Bajones del municipio Miranda, a cumplir con la faena diaria. Cuatro horas después, los piratas del Lago la interrumpieron la faena, los robaron y mataron a uno de los trabajadores.

Los piratas los amenazaron con armas cortas y largas a los acompañantes de Chacín y los lanzaron al agua. Pero Juan Carlos no corrió con la misma suerte. Los asaltantes desenfundaron las armas en su contra y le dispararon cinco veces con una escopeta entre el pecho y la cabeza. 

Los maleantes luego de cometer el crimen se llevaron las redes, mandingas y los motores de las dos lanchas. El cadáver de Chacín lo abandonaron en su embarcación.

Los sobrevivientes flotaron por dos horas a la espera de ayuda. No tenían forma de retornar, en ambas embarcaciones no había herramientas para llevarlas de nuevo a la orilla, en una de ellas, matrícula AJZL-33146, solo reposaba el cadáver de Chacín.  Aguardaron hasta que unos pescadores que ya iban de retorno a la zona de embarque, los avistaron y los rescataron.

El único ingreso económico de Juan provenía de la pesca.  Pese a los mecanismos de precaución por parte del sector pesquera, el robo y hurto y el asesinato en su contra va en ascenso.

Cotidiano

Esta historia se repite en el Lago de Maracaibo. El pasado 11 de agosto, Enmanuel José Puche Olivares Puche (15), su tío; Hernando José Olivares Loaiza (24); Leonardo Yamarte (44), Juan Gabriel Molero Bracho (40), Víctor Iginio Sánchez Sulbarán, Reinaldo Domador y Samuel Olivares también se convirtieron en víctimas de los Piratas de Lago a pocos kilómetros de la Vereda del Lago los emboscaron.

Otros pescadores vieron   cuando cuatro peñeros, negro y amarillo con motores 75 y con el dibujo de un tiburón en la proa se acercaron y usando armas cortas y largas los obligaron a saltar al agua. Huyeron con sus redes, sus lanchas y sus motores.

La última promesa

Ocho cuadrantes de paz y seguridad le ofreció, el 20 de agosto de 2017, Orlando Maneiro Gaspar,   ministro para la Pesca y la Acuicultura, a los trabajadores del Lago durante una asamblea con el gremio en la Plaza Bolívar del municipio San Francisco. Les prometió, además, el establecimiento de una Fiscalía marítima, instancia del Ministerio Público que permita evitar la impunidad de quienes delinquen en el mar y zonas lacustres.