Asesinan a un vigilante de los Meléan

Archivo

En los últimos dos años, la organización criminal liderada por Tirso y Willi Meleán, su hermano, ha perdido docenas de sicarios, entre ellos se encuentra José Ignacio Febles Martínez (22), alias el “Joshe”, quien murió durante un careo registrado en la urbanización Richmond, parroquia Manuel Dagnino, al sur de Maracaibo. Ahora, le tocó el turno a Carlos Luís Rodríguez Villasmil (56), uno de sus vigilantes.

Los asesinos contrataron al quincuagenario hace dos semanas para que cuidara la residencia de su progenitora. El salario que le ofrecieron no podía ser mejor, a pesar de las contrariedades que pudieran surgir en el camino, aceptó la oferta, comenzó a trabajar con ellos, detalló un informante.

La alegría le duro poco. Dos presuntos delincuentes llegaron, el pasado lunes a las 5.00 de la mañana, a la calle L con avenida 12A de la urbanización Monte Bello, rompieron la puerta principal de la casa 12 – 30, entraron y comenzaron a revisar las habitaciones, la rabia se apoderó de ellos cuando descubrieron que no habían objetos de valor.

Recostado a una pared de concreto permanecía la víctima, los ruidos que salían del interior de la vivienda lo hicieron despertar de su letargo. Caminó diez pasos, en el trayecto se encontró con los antisociales, lo apuntaron con un arma de fuego y sin mediar palabras le dispararon en la cabeza para dejarlo muerto en el sitio.

El cuerpo sin vida del guardián cayó en el suelo, la sangre que brotaba de su cráneo fluía en abundancia. Una vez perpetrado el crimen tomaron la bicicleta y el bolso que llevaba entrelazado en la espalda, luego huyeron sin dejar rastro, comentó Elisandro Nery, su amigo.

Un conocido del infortunado pasó por el lugar, al verlo tendido lo subió en un vehículo particular con destino al Hospital Universitario de Maracaibo donde murió a pocos minutos de ingresar. 

Los detectives del Eje de Homicidios de la Policía científica manejan como móvil del asesinato el robo, sin descartar móviles.