Calle Carabobo en “abandono total”

Archivo

Los antisociales se aprovechan de la oscuridad que abunda en la Calle Carabobo. Violan cercos eléctricos, puertas, ventanas o techos para ingresar a los establecimientos comerciales y llevarse objetos de valor, como por ejemplo, plantas de electricidad, aires acondicionados, televisores, bombas de aguas, bombillos, cables o computadoras.

“La comunidad es muy unida y tratamos de combatir la inseguridad de manera independiente a los cuerpos policiales, pero no podemos”, comentó Jorge Robles (51 años), sastre de la zona.

Por otra parte, los cuerpos policiales no hacen el patrullaje debido, como lo acordaron a finales del año anterior con los empresarios de la zona. “Son contadas las veces que ha pasado una patrulla por estas calles”, destacó una vecina y comerciante que prefirió el anonimato.

Exigen respuestas

“Es absurda la manera en que somos ignorados por los cuerpos de seguridad, a pesar de que todos estén muy cerca por los distintos entes gubernamentales que nos rodean. Hemos tenido muchas reuniones con la Gobernación y la Alcaldía, y se nos prometen muchos cambios, pero nada se cumplió”, fueron las palabras de una vecina y comerciante, quien no quiso descubrir su identidad. “Están permitiendo que se devalúe el patrimonio cultural. La gente no se arriesga a transitar las calles oscuras y con poca seguridad. Debemos vivir en zozobra”, siguió.

En el último robo que se registró fueron hurtados dos aires industriales y una bomba hidroneumática. El modus operandi de los delincuentes fue esperar el cese de las actividades administrativas de la empresa, violar rejas de seguridad en los techos y extraer los objetos.

En cuanto a la limpieza de la calle, son los vecinos quienes recolectan la basura para luego llevarla hasta la avenida Padilla, que es donde el camión del aseo urbano la recoge.

La Calle Carabobo posee gran trayectoria histórica y cultural. También es la preferida por los artistas regionales y nacionales para hacer trabajos escenográficos.