Sin UCI ni sala de parto trabaja el "Pedro García Clara" de Ojeda

El personal médico y los pacientes exigen una intervención inmediata en el centro de salud

El desespero prevalece en las áreas del Hospital Pedro García Clara de Ciudad Ojeda, en la Costa Oriental del Lago (COL), su deterioro estremece al personal y a los pacientes que ingresan; no hay suficientes recursos para atenderlos.

Los trabajadores piden insumos, equipos y suministro de agua por tuberías a la administración del hospital, la cual está a cargo del Instituto Venezolano de los Seguros Sociales (IVSS).

Sala de parto y Unidad de Cuidados Intensivos permanecen cerradas por falta de ventilación, los aires acondicionados están dañados. Desde hace dos meses se surten con camiones cisterna, pero la magnitud de las instalaciones impide el saneamiento adecuado.

En banco de sangre, rayos X y laboratorio no hay reactivos ni equipos, la Unidad de Diálisis, la única de la COL, tiene varios equipos dañados y atiende a alrededor de 90 pacientes.

Ante esto, Miguel Díaz, delegado de la Federación Médica Venezolana (FMV), señaló que el personal espera una respuesta para tomar medidas sobre la situación, “no se pueden dejar espacios vacíos, el hospital no tiene los recursos para atender a los pacientes y sus familiares no tienen recursos para comprar lo necesario”.

Ayer el Colegio de Médicos del Zulia convocó una asamblea de emergencia para tratar la situación. Dianela Parra, presidente del organismo, se acercó a las instalaciones, junto a Juan Carlos Velazco, diputado a la Asamblea Nacional (AN) por el circuito 11; además del personal y pacientes.

La directiva del hospital tiene conocimiento de la situación, pero asegura que al depender del IVSS, en Caracas, debe esperar una respuesta a las solicitudes que realizan los jefes de servicio y sus empleados.

NOTIZULIA / Versión Final